Proponen una “Syriza” en Asturias a partir de los Ayuntamientos

La mesa redonda organizada por ATLÁNTICA XXII abarrotó la librería La Manzorga de Gijón.

La mesa redonda organizada por ATLÁNTICA XXII abarrotó la librería La Manzorga de Gijón.

Una emulación de Syriza, el partido de las izquierdas griegas que encabeza la oposición, es necesaria en España y en Asturias se debe empezar a construir a partir de candidaturas electorales municipales. Esa es una de las conclusiones más relevantes de la mesa redonda organizada por ATLÁNTICA XXII en la librería La Manzorga de Gijón. La mesa redonda abarrotó el local y el debate con los asistentes se prolongó durante dos horas y media.

Abrió el acto el director de la revista, Xuan Cándano, que informó de que hacía unas horas había recibido una comunicación de TVE por la que se le sanciona con 20 días de empleo y sueldo tras una denuncia de la sección sindical de UGT en el Centro Territorial de Asturias, donde trabaja. La denuncia, por supuesta incompatibilidad del periodista asturiano cuando estaba en excedencia hace más de 20 años, se presentó pocos días después de la salida del nùmero 28 de ATLÁNTICA XXII, que incluía en su portada y en varios reportajes informaciones críticas sobre UGT Asturias. Cándano y la Asociación de la Prensa de Oviedo sostienen que la denuncia se basa en una falsedad y no es más que una represalia por esas informaciones sobre el sindicato.

En La Manzorga, como había ocurrido en el centro autogestionado La Madreña de Oviedo días antes con un acto con el mismo título ( “¿Una Syriza en España y en Asturias?”), hubo práctica unanimidad en criticar y dar por superados a los modelos organizativos de la izquierda clásica. “El partido de vanguardia que guía a las masas ya no es posible”, dijo el historiador Francisco Erice, que apuntó que los dos grandes problemas para una nueva alternativa progresista en España son el sectarismo y el institucionalismo.

Yolanda Huergo, de Compromisu por Asturies, abogó por “cambiar la cultura política” y observa que una especie de Syriza es una demanda que se ve en la calle.

Verónica Rodríguez, de Izquierda Anticapitalista, ve “despiste y falta de adaptación a la nueva situación de la izquierda” y lamenta que ” el neoliberalismo esté ganando por goleada, sobre todo ideológicamente, que es lo peor”.

David García Leis, concejal de Izquierda Unida en Corvera, fue crítico con la presencia de  su partido en las instituciones: “Íbamos a transformar las cosas y no transformamos nada”. Cuestionó a los partidos tradicionales: “Ese modelo está obsoleto y hay que ir a formas más abiertas”.

El médico y activista social Rubén Rosón es partidario de “abrir una brecha electoral en el sistema”, pero para ello propone “acatar el sentido común”.

En el largo coloquio hubo práctica unanimidad en la crítica a la izquierda y sus partidos, subrayando su desencuentro con los movimientos sociales. “La izquierda va por un lado y la gente por otra”, se oyó en una de las intervenciones.”La izquierda siempre está esperando a Godot, antes estaba Islandia y ahora Syriza”, se dijo en otra.

En varias intervenciones se incidió en que el proceso hacia una “Syriza” se debe iniciar en los Ayuntamientos, algo que comparte David García. La presidenta del colectivo “Pola Democracia en Cudillero”, Estefanía Torres, fue más allá y explicó que esa opción ya se está barajando en su concejo. “En Cudillero es posible, es una oportunidad concreta y una experiencia para toda Asturias”. “La toma del poder es lo importante- dijo- porque si no lo tienes no tienes nada”.

“Pola Democracia en Cuideiru”, topónimo en lengua asturiana de Cudillero, surgió a raíz de la crisis municipal en el concejo, donde el Ayuntamiento se disolverá para formar una gestora.

Deja un comentario